Es complicado salir de una vida angustiosa y de remuneración baja, si el problema es que ese trabajo es tan absorbente, que al final, tienes es que agradecer que lo tienes, pero de ahí no te saca nada ni nadie.

Una vida dedicada a un empleo de mierda donde supuestamente te pagan bien, hay que cuidarla a costa de lo que sea, esto lo aconsejan quienes nunca han triunfado en el mundo laboral,, ni como emprendedores, ni como absolutamente nada, este consejo te lo daría un perdedor, sin lugar a dudas.

¿En qué parte de tu cabeza está aguantar lo que te está matando? ¿De qué sirve trabajar por un trabajo en el que la remuneración no es justa y precisamente ese trabajo, te quita toda tu energía y tu tiempo?

¿Cómo se puede salir de una situación así? La pregunta es difícil, pero la salida es más sencilla, el problema es que necesitas tener autoestima, quererte un poco y querer a tus seres queridos … sí amigo mío, quererte a ti primero, porque no puede ser que no tenga tiempo ni para ser mejor, ni para escapar de una cárcel, que no tengas tiempo ni de pensar en tener una mejor calidad de vida. Primero debes quererte a ti mismo, pensar en ti primero, pues, cuando te despidan, en el último que van a pensar es en ti.

Una vez estás seguro que tú eres tu prioridad, entonces necesitas entender qué efectos en ti, está teniendo esa falta de amor propio, estás condenado al estancamiento, a vivir una vida privado de la felicidad, de compartir con tus seres queridos, privado de crecer como profesional, privado de salarios competitivos, privado de tu familia.

El siguiente paso es querer a los tuyos, si quieres a tu pareja, hijos y demás personas que dependan de ti, debes pensar en mejorar, en darles no sólo mejores servicios, recursos y alimentación, también debes darles más tiempo … eso sólo es posible si tienes un mejor trabajo y tendrás uno mejor, si tienes autoestima y te dedicas el tiempo suficiente para ponerte en el mercado.

El último paso es aprender a priorizar lo que te importa, si te quieres a ti mismo y quieres a tu familia, tendrás que priorizar aquello que te acerque a ellos y que te permita tener una mejor calidad de vida, más tiempo y más recursos, necesitas una transición de carrera que sea tu prioridad, no un deseo, no un «yo quisiera», no un «voy a intentar a ver», no … necesitas que ese sea tu plan A, tu prioridad, a lo que más energía y más dedicación le vas a poner.

El mensaje, no es renunciar para dedicarte a buscar empleo, eso es una brutalidad, algo así como «empeorar» lo que ya está mal … si amigo, si no tienes tiempo estás mal, si no tienes tiempo ganas mal, si no tienes tiempo tu vida está desbalanceada, la falta de tiempo, es exceso de carga laboral, es intercambiar literal el tiempo por salario y eso no es rentable, pues el tiempo es finito, por ende tu salario también … debes buscar trabajos cuya remuneración sea mejor y la carga laboral sea más estratégica y balanceada con tu vida … y eso sólo le sucede a los profesionales en demanda, a los que buscan, los que negocian teniendo opciones, los que no tienen una única opción, los que se van cuando ellos quieren … y de esos, hay muchos, por ejemplo, tus jefes.

El primer paso entonces es definir la prioridad, el segundo no renunciar a lo que hoy tienes, el tercero es compaginar las dos cosas, tu transición de carrera y tu trabajo, no importa que tu productividad y desempeño bajen, es obvio que bajará, y el último paso y el más importante es: Hacerlo bien.

No es cuestión de decir: «Mi prioridad es mi transición de carrera», no … si es tu prioridad, entonces tienes que hacerlo bien, invertir en ti, asesorarte, aprender, dedicar el tiempo en lo que realmente da resultados, en el networking, en el mercado laboral oculto, en entrenarte para entrevistas, en mejorar tus herramientas, en generar contenido, en atraer a tu público objetivo, en hablarle a las personas clave, en investigar, en controlar tu ansiedad, en hacer amigos, en colocar buena actitud, en aprender a des-aprender lo que ya no funciona, eso es realmente poner como prioridad tu transición de carrera, dedicarle tiempo durante todo el día, no sólo en la mañana y en la noche, es empezar a mirarte a ti, en mejorar tu, no esperar que el otro o los otros cambien, esto es sobre ti.

Al final, todo aquello que es tu prioridad, termina sucediendo rápido, efectivo, en lo mejor que mereces y llevándote a tu siguiente nivel… terminas saliendo del hueco en el que estás, terminas teniendo tiempo para seguir aprendiendo, ganando más y disponiendo de espacios para tu y tu familia, pues, nadie puede ser un buen líder ni un buen empleado, si no tiene una buena relación familiar… nadie puede gestionar bien los tiempos de un proyecto, si no puede gestionar bien su propia vida.

Conversemos

Atte

Leonard Jr

CEO & Founder – Suricatum S.A.S y Fundación Suricatum

 

Acá te dejo links que te van a encantar:

  1. Video sobre este mismo tema
  2. Reflexión en Linkedin
  3. Cortita y al pie
  4. Reel

 

 

 

Add Comment

Suricatum Enterprises S.A.S - Desde el 2015. Todos los derechos reservados.